Argentina y Australia se ven las caras previo a Tokyo 2020 | @BasketArgentina

Luego del triunfo orquestado en Brasil, la selección argentina de básquetbol salió dispuesta a encarar de la mejor manera el partido ante su rival, Australia, quienes no dejaron pasar la oportunidad para regalarle a los amantes del deporte un adelanto de lo que se verá en los Juegos Olímpicos de Tokyo 2020.

Facundo Campazzo, Luca Vildoza, Gabriel Deck, Luis Scola y Francisco Cáffaro fueron la quinteta del albiceleste que inició el encuentro, en la que en tan sólo dos minutos de juego el resultado ya se había puedo 4-4 entre faltas, aciertos y mucha intensidad.

El militante de la NBA, Campazzo, buscó marcar la diferencia a lo largo del primer cuarto; después de seis intentos se logró el primer triple, mismo que fue doblegado rápidamente por el equipo australiano que a lo largo de los cuatro cuartos mostró una solidez ofensiva y defensiva que orilló al representativo argentino a doblegar esfuerzos.

Los cambios no tardaron y entraron a la duela Laprovittola, Nicolás Brusino y Marcos Delía con la intención de remontar el marcador (13-7) en contra, finalmente encontraron la fórmula y se fueron al término del primer cuarto 21-20.

El segundo cuarto dobló el puntaje conseguido, Australia comenzó la ofensiva, sin embargo, a pesar de los intentos no logró emparejarse en el marcador, el jugador Vildoza se encargó de hacer un triple justo al término del tiempo reglamentario y Scola en ser el máximo artillero del equipo, quedándose a cinco puntos de distancia de los australianos: Argentina 47-42 Australia.

 Inició el tercer cuarto y Australia demostró por qué es uno de los favoritos a pertenecer en el podio olímpico, de la mano del jugador de Houston Rockets, Dante Exum, y de Matisse Thybulle -ambos pertenecientes a la NBA-, el equipo emparejó puntaje y ante la nula reacción del cuadro argentino, se fueron al último cuarto con un resultado de 62 por Australia y 59 para Argentina.

Para el último cuarto las emociones no se detuvieron, Argentina logró remontar el marcador con un gran juego de Campazzo y de Scola, quienes mostraron las ganas de trascender en Tokyo 2020. El duelo se volvió ríspido sin perder el ritmo al que jugaron ambos equipos, para el final del encuentro, uno de los mejores jugadores de la selección australiana, Patty Mills, que milita en San Antonio Spurs, recibió el balón de espaldas, encaró y sin ángulo logró encestar el triple de la victoria, para quedar 87-84.

El duelo no decepcionó, dos de los equipos favoritos a competir con el Dream Team dieron un juego de alto calibre, la siguiente parada de la selección argentina rumbo a Tokyo 2020, será el próximo lunes ante Nigeria.