Por: Javier Alonso

Thauvin y Gignac
Thauvin y Gignac en el primer entrenamiento de Francia en Japón | @equipedefrance

El esfuerzo que hizo André-Pierre Gignac de dejar a Tigres y perderse el arranque del Apertura 2021 solo se compensa con una cosa: ganar la medalla de oro en los Juegos Olímpicos de Tokyo 2020.

“Es la medalla, obviamente. ¡No crucé el planeta para sólo figurar! Y todos en el grupo están en el mismo estado de ánimo. Me asombró la calidad de algunos jóvenes, podemos llegar muy alto”, dijo el delantero ante los medios en la concentración de la selección olímpica de Francia.

El delantero galo destacó que conoce a la perfección a la selección de México, su primer rival en el torneo olímpico de fútbol.

“Me conozco México de memoria, me enfrento a estos jugadores a diario. Fueron campeones olímpicos en 2012 y mandaron a los peces gordos, no dudaron en la lista”, apuntó.

Gignac
Gignac | @equipedefrance

Gignac, de 35 años, dijo que aún no piensa en el retiro, al considerar que aún tiene hambre por conseguir logros importantes en su carrera como jugador de Tigres.

“Quiero terminar mi carrera lo más tarde posible, cuando mis piernas y mi cabeza ya no puedan seguir el ritmo. Todavía tengo hambre de goles, récords y títulos. Por tanto, será un partido especial para mí, pero habrá que hacer todo lo posible para ganarlo y poder continuar la aventura”, apuntó.

Gignac destaca junto a Florian Thauvin en la lista de la selección olímpica de Francia, quienes comparten el Grupo A con México, Japón y Sudáfrica.