Max Whitlock, gimnasta británico
Max Whitlock disputará sus terceros Juegos Olímpicos | Reuters

El doble campeón olímpico en gimnasia, Max Whitlock, está listo para afrontar un nuevo reto en su carrera y seguir haciendo historia para Gran Bretaña en los próximos Juegos Olímpicos de Tokyo 2020. Con 28 años, el gimnasta es una de las apuestas de su país para obtener una presea en tierras niponas, sin embargo, él no se obsesiona con subir al podio, sino en disfrutar su rutina y dar lo mejor de sí.

Mi trabajo no es esa medalla de oro. Mi trabajo es mi rutina. Y una vez hecho esto, si lo hago lo mejor que pueda, entonces solo puedo ser feliz”, señaló Whitlock para el portal de Tokyo 2020.

El gimnasta británico acudirá a sus terceros Juegos Olímpicos y lo hará con gran expectativa por parte del público, luego de que en su primera justa olímpica que disputó en casa en el 2012 ayudara a conquistar el bronce en el all-around, primera medalla de equipo de Gran Bretaña en gimnasia artística desde 1912, además de un bronce individual en caballo con arzones.

La historia mejoró en Rio 2016, en donde el gimnasta subió a los más alto del podio en dos ocasiones tras ganar en las pruebas de suelo y caballo con arzones, con lo que igual hizo historia al romper con una marca de 120 años sin medalla de oro para Gran Bretaña en gimnasia artística.

“Me siento muy afortunado de poder mirar hacia atrás en lugares como Londres y Río, y cada uno ha sido una experiencia diferente. Para poder competir bajo esa presión, unos Juegos en casa, me apoyo mucho en eso. En Río había mucha expectación, especialmente con el caballo con arzones, y mucha incertidumbre sobre el suelo. Creo que puedo apoyarme en mucho de lo que he hecho anteriormente y eso definitivamente me ayuda a seguir adelante.

“Por otro lado, agrega presión porque se espera que vuelva con el oro ahora que lo he hecho antes, lo cual es muy, muy difícil. Pero, ya sabes, todo lo que puedo hacer es dar lo mejor de mí”, agregó el campeón olímpico.

Confianza en sus compañeros de equipo

Whitlock lidera el equipo de gimnasia artística de Gran Bretaña que está conformado por Giarnni Regini-Moran, James Hall y Joe Fraser, todos ellos debutantes en Juegos Olímpicos, sin embargo, para Max, esto no es una desventaja en busca de los objetivos, pues considera que todos se complementan de gran forma y tienen la calidad necesaria para ser competitivos.

“Si puedo ofrecer ayuda a los otros muchachos de cualquier manera posible, entonces obviamente, estoy feliz de hacerlo, pero si soy realmente honesto, creo que funciona en ambos sentidos. Estos muchachos tienen experiencia por derecho propio, también han hecho muchas competencias importantes antes, y saben lo que están haciendo, saben cómo prepararse”, añadió.

Admiración a Simone Biles: “Está muy por delante de todos”

Por otra parte, Whitlock no dudó en elogiar a la también campeona olímpica y gran estrella para Tokyo 2020, Simone Biles, quien recientemente sorprendió al mundo en el GK US Classic de Indianápolis con un doble mortal Yurchenko, convirtiéndose en la primera mujer en lograrlo.

“Absolutamente increíble (lo de Biles). Creo que lo sorprendente de Simone es que está muy por delante de todos, tiene un gran margen en el que podría cometer un error y aun así ganar. Así que fácilmente podría sentarse y pasar fácilmente, no hay duda de eso. Pero ella todavía está presionando. Ella todavía empuja, está haciendo nuevos giros, nuevas habilidades que ninguna chica ha hecho antes. Eso es simplemente increíble.

“Y tengo que ir tan lejos como para decir que su doble mortal Yurchenko, de toda la gimnasia, masculina o femenina, es probablemente una de las mejores del mundo. Entonces, sí, está haciendo un trabajo increíble y creo que siempre es alguien a quien admirar en términos de seguir empujando los límites cuando no lo necesita, y creo que esa es la clave para mantenerse en la cima”, concluyó el británico quien buscará además seguir compitiendo hasta los Juegos Olímpicos de Paris 2024.