Noticias

Sydney McLaughlin gana una carrera increíble con récord olímpico y mundial en los 400m femenil

| Redacción Marca Claro

Por: Diego Acedo | Enviado

Error PHP en Ad Inserter bloque 4 - Bloque 4
Notice: Undefined variable: theTerm

Otro récord olímpico y mundial en los Juegos Olímpicos de Tokyo 2020. Esta vez el honor recayó en una de las grandes atletas a dominar el futuro como es la estadounidense Sydney McLaughlin que ganó el oro en 400 metros vallas. La plata fue para la también estadounidense Muhammad y el bronce para la holandesa Bol.

Después de Yulimar Rojas y del noruego Karsten Warholm, este miércoles se batió otro récord mundial y olímpico. Sydney McLaughlin destrozó su anterior plusmarca mundial del mes de junio de este año (51.90), en una carrera increíble en la cual Dalilah Muhammad batió esa marca en la final, con 51.58, pero no fue suficiente para batir a Sydney que hizo un tiempo de 51.46 que supone una marca estratosférica.

La final de los 400 vallas fue un mano a mano entre McLaughlin y Muhammad. Las dos estadounidenses fueron superando obstáculos para llegar a la última recta de los 100 metros igualadas y dejando atrás a todas las demás. 

Sydney tuvo un mejor final para superar por sólo 12 centésimas a su rival. Memorable final en la mejor carrera que se recuerda en esta prueba. A sus 31 años Dalilah Muhammad, campeona olímpica en Rio 2016, cedió el trono a su sucesora: Sydney McLaughlin de sólo 21 años.

En la otra carrera, la de las mortales, la holandesa Femke Bol, también de 21 años, se llevó el bronce con un tiempo de 52.03 en lo que supone un nuevo récord de Europa. Por su parte, la participación latina correspondió a la panameña Gianna Woodruff que terminó en séptimo lugar, después de la descalificación de la estadounidense Cockrell, con un tiempo de 55.84.

¿Qué opinas?

Error PHP en Ad Inserter bloque 3 - Bloque 3
Notice: Undefined variable: theTerm